¿Qué es el M&A? ¿Qué son las fusiones y adquisiciones?

 

M&A, proviene de la frase en inglés Mergers and Acquisitions, que significa fusiones y adquisiciones, como parte del desarrollo a nivel externo por el que se apunta una empresa con necesidades de crecimiento y expansión en su sector, u otro nuevo donde quiera incursionar.

 

Este término, de amplio uso en el mundo de las finanzas, está relacionado con las estrategias corporativas que pone en práctica una empresa, que incluye adquirir otra, fusionarse, o vender, todo con la ayuda de un asesor financiero y de la mano de los directores de la compañía.

 

La figura de asesor financiero ha cobrado gran reputación en M&A, como aquella persona que cumple con el rol de encaminar a los líderes de las empresas en el proceso de toma de decisiones, después del análisis en profundidad de cada una de las variables existentes.

 

Las empresas que se fusionan o se adquieren no necesariamente tienen que pertenecer al mismo sector, debido a que el comprador o propietario podría estar interesado en diversificar su actividad económica y experimentar en otro sector.

 

Variantes del desarrollo externo: M&A, fusiones y adquisiciones

Para esclarecer las prácticas a nivel de finanzas corporativas, es necesario desglosar los términos aplicados en el desarrollo externo de una empresa:

 

– La fusión de empresas: se trata de la suma de dos o más empresas en las que al menos una de las absorbidas desaparece, integrándose como un todo.

 

– La adquisición de empresas: se establece en los casos de una compraventa de acciones de empresas, en las que mantienen su perfil jurídico.

 

Las fusiones y adquisiciones se diferencian en que la primera hace referencia a la unión de empresas para conformar una sola, y la segunda se presenta cuando una empresa compra a la otra, y por tanto puede integrarla a su sociedad o mantener su independencia, pero siempre bajo la dirección del nuevo dueño.

 

– La cooperación o alianzas entre empresas: se plantea como una situación intermedia en la que se constituye un vínculo entre las empresas, pero ninguna pierde ni su identidad jurídica ni operativa.

 

Según estas estrategias, las relaciones entre las empresas pueden dividirse como:  

 

– Horizontales: las uniones horizontales se forman cuando las empresas compiten entre sí pero forman parte de la misma plataforma industrial.

 

– Verticales: las fusiones y adquisiciones verticales se presentan cuando las empresas forman parte de alguno de los pasos de la producción del producto final.

 

– Conglomeradas: cuando las empresas unidas desarrollan actividades muy diferentes entre sí.

 

Las fusiones

Conocidas como la alianza entre empresas en las que al menos una pierde la personalidad jurídica, pueden dividirse en:

 

– Fusión pura: estamos frente a una fusión pura cuando dos o más empresas de un tamaño similar se fusionan para formar una nueva, con la contribución del capital y los recursos de todas las partes involucradas. Las empresas originales dejarán de existir.

 

  Fusión con aportación parcial del activo: se genera cuando una empresa es absorbida por otra o por un conglomerado. La empresa que compra no modifica su perfil jurídico pero la absorbida sí, al integrar la primera.

 

 Fusión por absorción: presente en el caso en el que una de las empresas fusionadas solo aporta una porción de su patrimonio, aunque se genera la fusión, cada una puede seguir con su perfil, independiente de las otras.

 

Adquisición de Empresas

En las adquisiciones, una empresa compra una parte del capital de otra, dominándola de forma total o parcial, según el porcentaje de poder adquirido y la división de participación de los accionistas. 

La compra generalmente se hacía de forma tradicional, sin embargo nuevas figuras han emergido a este respecto con la implementación de dos fórmulas financieras:

– Compra mediante apalancamiento financiero (en inglés LBO, Leveraged Buy-Out ).

– Oferta pública de adquisición de acciones (OPA).

  1. La compra mediante apalancamiento financiero (LBO): se trata de la financiación de un porcentaje considerable del precio de la adquisición a través de la generación de una deuda.

Dicha deuda queda protegida por los activos de la empresa comprada, sus flujos de caja venideros y su patrimonio. En este caso, el endeudamiento se incrementa a niveles muy elevados.

Dentro de esta variable también se puede dar el caso de una compra hecha por el personal directivo de la empresa a adquirir, y se denomina Compra por Dirección o MBO (Management Buy-Out). El objetivo de esta estrategia de M&A es darle un giro a la empresa en la que trabajan.

  1. La oferta pública de adquisición de acciones (OPA): este tipo de adquisición está asociada a las empresas que hacen la compra del total o un porcentaje del capital social de otra, enmarcado en una serie de consideraciones, vinculadas al tiempo, el precio, o la suma del capital adquirido.

Sinergias

Otro de los términos que figura dentro de las estrategias de M&A es el de sinergia, que se produce cuando la unión de dos o más compañías llegan a producir un rendimiento mayor por la asociación que el que generaban operando por separado. Ej; 2 + 2 = 5.

 

Criterios como la adquisición de recursos, talentos, planes, expansión, manejo de nuevos mercados, tecnologías y la suma de un mayor número de clientes y/o consumidores, son los elementos evaluados inicialmente para medir el rendimiento de estas asociaciones.

 

Su aparición tiene cabida en cualquier parte del ciclo económico, predominando en épocas de recesión económica, como una forma de mantener en los mejores términos a los inversionistas, conformando una empresa más fuerte, posicionada y con un mayor poder dentro de determinado mercado.

 

¿Cuándo una empresa apuesta por el M&A, o las fusiones y adquisiciones?

Existen diversos motivos por los cuales una empresa decide poner en práctica las estrategias M&A, ya sea a través de las fusiones, de la adquisición o la alianza con otra, entre los que se enumeran:

 

1) Motivos de tipo económico:

– Para la disminución de costes, puesto que la integración de dos o más empresas con un sistema productivo u ocupación similares, pueden generar sinergias que beneficien a las partes por las llamadas economías de escala generadas.

 

– Para obtener nuevas herramientas, recursos y talentos, con la adquisición o unión de otra empresa.

 

– Cuando a través de M&A se pueden obtener beneficios fiscales como bonificaciones o exenciones, que potencian a la empresa compradora, cómo podría ser el crédito fiscal por resultados negativos de la adquirida.

 

– En los casos en los que se sustituye a los directivos, debido a que puede ocurrir que un cambio de este equipo aumente el valor de la empresa.

 

2) Motivos de mercado:

– Cuando las adquisiciones y fusiones se mantienen de forma lineal, un motivo para aplicar el M&A está asociado a incrementar el poder de la empresa dentro del mercado y así reducir a la competencia.

 

– El empleo de esta estrategia es la única forma de incursionar en un nuevo mercado internacional, en situaciones donde se aplican muchos filtros para el ingreso.

 

– Cuando la adquisición o fusiónes de tipo vertical, se suman empresas que integran diferentes fases de la producción con la ventaja de poder conseguir beneficios desde el primer momento de la práctica.

 

Principales beneficios de las M&A – Fusiones y Adquisiciones

La práctica de las M&A, las fusiones y las adquisiciones, suma cada vez más adeptos porque trae consigo muchos beneficios que inicialmente no se contaban, puesto que destacaba más el hecho de que se trataba de la pérdida de la identidad de una empresa, según sea el caso.

 

No obstante, las incontables ventajas se abren paso y destacan como un gran atractivo. Entre ellas tenemos:

 

– Estas fórmulas para el desarrollo empresarial mantienen a una empresa en la posición más potente en cuanto a actualización, en las situaciones en las que una empresa antigua se fusione o adquiera una recientemente desarrollada. 

 

– El control del mercado frente a la competencia es otro de los aciertos, dos o tres empresas fusionadas ofreciendo un producto similar disminuyen el poder de la competencia. En el caso de que se adquiera alguna no relacionada con la actividad económica, de igual forma genera una diversificación del producto o servicio que enriquece al mercado.

 

– Esa misma diversificación representa la apertura de nuevos mercados internacionales, lo que genera un menor riesgo de exposición, y la conquista de nuevos inversores, convirtiéndose en un producto sólido, una empresa más estable y segura, con mayores posibilidades de crecimiento, con accionistas más confiados.

 

– Otro de los favores está asociado a la reducción de impuestos, pues al adquirir una empresa que no esté produciendo beneficios y aporte pérdidas genera en la compañía compradora una reducción en el pago de impuestos y en la operación en sí.

 

– De igual forma, crean ventajas de economía de escala, debido a que las empresas que ponen en práctica el M&A, las fusiones o adquisiciones, pueden disminuir sus costes fijos, eliminando departamentos o áreas que estén duplicadas, por lo que también se reduciría el precio del producto, incrementando el margen de ganancias (ahorro por economías de escala).

 

– Los tipos de M&A, ya sea horizontal, vertical o conglomerado le aportan mayor poder a las empresas porque incrementa su control en el proceso productivo y de la producción del producto o prestación del servicio.

 

Categorías: Sin categoría